¿Están Abandonando a Viejitos en los Bosques?

  • Cultura
  • Noticias
  • Un hombre mira a su madre. La anciana se encuentra ya muy débil, no puede caminar largas distancias, y usualmente pasa sus días dentro de la casa de su familia. Su pelo ha cambiado, mostrando colores grises y blancos, y la neblina en su ojos indica que está perdiendo la vista. Su hijo toca la cara de su madre con su mano derecha, sintiendo como la piel de la mujer ha perdido elasticidad y rigidez, haciendo que se sienta como papel. La mujer anciana se ha convertido en un peso para su hijo. Ella lo sabe. Su hijo lo sabe.

    El hijo coge a su mamá y la lleva afuera. Caminan a un paso despacio para que la mujer no se canse, y al hacer eso disfrutan el escenario que los rodea. Lo árboles han empezado a mostrar sus colores de otoño, y el aire trae los olores frescos de los Alpes Japoneses. Caminan hacia el bosque, subiendo una montaña pequeña mientras lo hacen. En este punto, el hijo carga a su madre porque ya no puede caminar más. El aire se pone más frío, indicando que la altitud está cambiando. Después de un rato, finalmente llegan al lugar que él estaba buscando. El hombre besa a su madre en la mejilla, y le recuerda que la ama. Luego da media vuelta y empieza a correr, dejando a su madre ahí. La mujer empieza a llorar, entendiendo que ha sido abandonada en ese bosque para morir. Se sienta, cierra sus ojos, y espera.

    Esto es “ubasute”, la práctica de abandonar a ancianos en una montaña o un lugar remoto y desolado para que mueran. Este tipo de senicidio ha impactado a la cultura japonesa por siglos, incluso apareciendo en obras de arte y literatura.

    La Práctica Estos Días

    Japón es un país con una población que está envejeciendo, por lo tanto, el gobierno continúa buscando e implementando políticas para intentar de resolver esta situación. Mientras Japón lidia con este problema, el mundo observa. Japón no es el primer país con una población que está envejeciendo. De hecho, muchos países europeos están en situaciones similares, y Estados Unidos está experimentando el envejecimiento de su fuerza laboral. Sin embargo, ya que Japón va a ser el primer país que lidia con esto, el resto observa cuales acciones funcionan y cuales no.

    El envejecimiento de Japón mezclado con la globalización ya ha cambiando muchos aspectos en el país que en el pasado eran considerados normales. Por ejemplo, las familias solían vivir juntas, pero en esos días el número de ancianos viviendo en soledad ha ido en aumento, y a veces los miembros de sus familias viven muy lejos.

    Con la población cambiando y las dificultades que tienen las personas para vivir una vida estable mientras trabajan por horas inexplicablemente largas, es sencillo ver porque ubasute podría ser común. Sin embargo, ¿qué tan predominante es esta práctica? Después de todo, en Nagano hay una montaña llamada Obasuteyama.

    ¿Qué Tan Predominante Es?

    La respuesta a esa pregunta ha sorprendido a muchos japoneses que no han leído mucho al respecto. De acuerdo a investigaciones, ubasute no es más que un mito.

    A pesar de ser mencionado en numerosos poemas y koans, aparentemente la práctica nunca ha sido común, haciendo que ubasute no sea la tradición que muchos pensaban.

    Sin embargo, sí ha habido casos de personas que fueron abandonadas en lugares desolados, y cada uno de estos casos continúa haciendo creer que ubasute es o fué común.

    Uno de estos casos ocurrió en el 2011 cuando un hombre llamado Katsuo Kurokawa fue acusado de haber abandonado a su hermana discapacitada en un bosque. Otro caso ocurrió recientemente después de que se reportara que una mujer había abandonado a su padre, el cual sufría de Alzheimer’s, en una parada de la autopista Chugoku.

    A pesar de la existencia de noticias que mencionan esta práctica, las publicaciones tienden a ser sensacionalistas, perfectas para los tabloides y blogs de morbo.

    Aunque ubasute no parece haber sido una práctica común, es claro que Japón se encuentra en una situación complicada debido al envejecimiento de su población. De hecho, es común que personas de la tercera edad mueran en completa soledad, y en varias situaciones sus cuerpos no son descubiertos por días. Adicionalmente, han habido casos en los cuales criminales eligen atacar a ancianos, a veces entrando a sus casas de forma violenta para robarles.

    Conclusión

    Es claro que ubasute, con sus tonos emocionales y depresivos, ha fascinado a la sociedad japonesa por siglos. La práctica se ha convertido en algo legendario, inclusive influenciando obras de arte y literatura. Sin embargo, ubasute no parece haber sido común. Cuando un evento que asemeja esta práctica sale en las noticias, ubasute es mencionado inmediatamente pese a la escasa evidencia que pudiera mostrar que alguna vez fue común.

    Sin embargo, Japón tiene un problema debido al envejecimiento de su población. Las personas de la tercera edad están siendo afectadas por los cambios económicos y sociales, ya que terminan viviendo lejos de sus hijas e hijos. Ya que Japón ha anunciado nuevas visas, se espera que muchas personas provenientes del Sureste de Asia vengan a Japón para trabajar como encargados de enfermos y dependientes.